Inicio Actualidad Bomberos advierten daños en los canales del estado tras las recientes lluvias

Bomberos advierten daños en los canales del estado tras las recientes lluvias

por Alicante Global
0 comentario

llamada de atención del Consorcio Provincial de Bomberos de Alicante por la gran oportunidad que existe hoy en día de formar bomberos en la provincia de Alicante. Las intensas y fuertes lluvias de las últimas semanas han incrementado el caudal de los valles, especialmente en el norte del estado, poniendo en peligro la actividad deportiva en la región. por encima del nivel de experto.

Por lo tanto, existe una probabilidad muy alta de que ocurra un accidente. Por lo tanto, se aconseja a los corredores, pero también a los expertos en este peligroso deporte, que no tengan malas oportunidades hasta que finalice la carrera.

Los veinte miembros de la Grupo Especial de Salvamento (GER) del Consorcio Provincial de Bomberos de Alicante habéis podido comprobar esta semana la situación más peligrosa y peligrosa que se puede encontrar en el valle de Bolulla, un pequeño pueblo situado en el MarinaBaja.

Desde el pasado lunes hasta este jueves, los bomberos de este grupo especial están realizando las Jefe de Gabinete Salva Luque está realizando operaciones en esta empinada cordillera. los dos primeros dias mojados por la lluvia, manteniendo la temperatura por debajo de los diez grados y colgando de las paredes del valle. durante horas buscando formas seguras de recuperarse. Todo ello para que 20 horas de trabajo individual merezcan la pena en cualquier situación posible.

Bomberos del Equipo Especial de Salvamento de Alicante han estado esta semana de servicio en el valle de Bolulla. UNA HISTORIA


“Tememos que en las próximas semanas, al tener acceso a días de sol y buen tiempo, muchos cazadores del valle huyan a Bolulla. Algunos lo han hecho el martes bajo la lluvia, que es una estupidez porque cuando venga la crecida de repente arrastrará a los que están en el cauce”, ha dicho Luque para asegurar que nadie entre en el valle a Bolulla “porque los sumos sacerdotes podrían estar en aprietos”.

Eso es exactamente lo que le sucedió el pasado domingo a un hombre inteligente, de 42 años, de Alicante en el valle. Estret de les Penyes. Mientras descansaba fuera del estrecho canal para observar el flujo, resbaló con mala suerte y cayó en un manantial de agua y se zambulló en la cascada. No podía subir ni bajar el río, por lo que su amigo cortó la cuerda de rápel para que no pudiera moverse. En ese momento, fue arrastrado por la fuerza del agua y por suerte llegó a un punto frente a la corriente, por lo que no moriría. Bomberos del GER lo rescataron ileso unos metros más abajo y lo trasladaron con helicóptero alfa 01 al parque de San Vicent del Raspeig.

A la misma hora, a las 14.35 horas, los bomberos del Consorcio marcharon por la ruta de las agujas, en Serrella, comarca de Quatretondeta, donde se encontraban dos mujeres jinetes de Oriente Medio que subieron por la carretera del Vinalopó hasta la cueva que decidieron. caminar para subir y subir, perder el camino y aferrarse al deseo de sanación. Gracias a la intervención del Alpha 01 y del GER, y como las mujeres iban muy cómodas, el helicóptero las situó en un punto de la carretera que les permitió acceder a sus vehículos poco después de tres horas de recuperación.

El camino del valle del infierno, por la cola del caballo, en Valle de Laguart, otra zona de la sierra alicantina que deben intervenir el próximo domingo. En este caso, una mujer de 31 años se cayó mientras caminaba y se lastimó la rodilla al no poder volver a caminar al no poder mover la articulación. Fue trasladado en helicóptero a un tramo de la vía donde pudo bajarse, y posteriormente a un estacionamiento cercano donde lo esperaba una ambulancia para trasladarlo al hospital.

Durante el espectáculo, entre las 15.00 y las 17.30 horas, también intervino un Alpha 01, el Equipo Especial de Salvamento y diversos vehículos de salvamento, entre ellos un taxi y un bombero del padre de Denia.

El cuarto avivamiento ocurrió el Barranco de Abdet |, había un hombre de 33 años, después de que decidió tirarse a un charco de agua, se rompió la tibia y el peroné y el talón todo girado porque no había suficiente flujo de agua, golpeó el fondo de la roca. En este caso, el aviso se emitió a las 18:42 horas, y la intervención se prolongó hasta las 20:00 horas.

Noticias Relacionadas

Deja un comentario

* Al utilizar este formulario usted está de acuerdo con el almacenamiento y tratamiento de sus datos por parte de este sitio web.